Cerrar buscador
  1. Inicio
  2. Blog
  3. Educación sexual
  4. Faltan contenidos de educación sexual en la escuela

Faltan contenidos de educación sexual en la escuela

Aunque la SCJN obliga a impartir educación sexual en las escuelas, los libros de texto no se actualizarán con información sobre diversidad sexual

Educación SexualEducación Sexual


 

La 2ª Sala de la SCJN (Suprema Corte de Justicia de la Nación) declaró constitucional y avaló como obligatorio que los y las menores reciban educación sexual, especialmente en lo que se refiere a métodos anticonceptivossalud sexual y reproductiva. Esta decisión se produjo el 9 de noviembre de 2016 tras responder a la impugnación de 8 artículos de la Ley General de los Derechos de las Niñas, Niños y Adolescentes.

 

 

La SCJN entendió que la sensibilización sobre contracepción y salud sexual se hallan dentro del “derecho humano al nivel más alto posible de salud física y mental de los menores de edad”. Esta información debe estar adecuada al nivel de comprensión de cada edad y también servir para la prevención de infecciones/ enfermedades de transmisión sexual (especialmente el VIH) y embarazos prematuros junto con información de los daños que puedan causar.  

Esto no va en contra del derecho de las familias de educar en casa ni el texto es ofensivo por hacer referencia a la “preferencia sexual” de los/as menores. La función del Estado y la familia son complementarias para la protección jurídica de niños y adolescentes en lo relativo a la orientación para su salud sexual.

Para Femess (Federación Mexicana de Educación Sexual y Sexología), debemos conocer que nuestra sociedad contiene diversidad sexual, teniendo derecho a recibir una educación laica y científica sin estereotipos ni tabúes. Con respecto a la polémica surgida por la difusión de algunos materiales sobre educación sexual, afirman que no quieren que desaparezcan, sino ofrecer contenidos actualizados. El presidente de la entidad, Osmar Matsui, aboga por ofrecer información rigurosa sobre sexualidad. En su opinión, es un desafío tanto para las familias como para los centros educativos. Recordó el riesgo de exclusión de las niñas y niños con orientación sexual diferente a la heterosexual y se mostró partidario de sensibilizar en la prevención de enfermedades de transmisión sexual y embarazos adolescentes, profundizando en los contenidos sobre sexualidad sin miedo.

En el sentido contrario, el Frente Nacional por la Familia impidió que la SEP (Secretaría de Educación Pública) avanzara dentro del Nuevo Modelo Educativo Nacional en nuevos contenidos para los libros texto. Según este frente querían atacar a la “familia natural y la institución del matrimonio conformada por un hombre y una mujer”.

Frente a las posturas conservadoras que quieren defender la familia tradicional del modelo binario padre/madre y que pedían que no se difundieran imágenes de otras orientaciones del deseo, Aurelio Nuño ha anunciado que no habrá cambio en los libros de texto. Muchos de estos contenidos son de finales de los 90, produciéndose las últimas modificaciones vigentes durante la época de Felipe Calderón (2010)

Realmente la Conaliteg (Comisión Nacional de libros de texto Gratuitos) no está abordando la diversidad sexual. En Cuarto Grado de Primaria, en  Formación Cívica se explican las diferencias entre sexo (biológico) y género (social). Hemos de esperar a Quinto y Sexto de primaria para, en Ciencias Naturales, abordar extensamente los aparatos sexuales y las relaciones sexuales. Tan sólo en Formación Cívica de Sexto de Primaria, se incluye el siguiente texto: “Otros rasgos de la diversidad están relacionados con la edad, el género, la apariencia física, las capacidades o la orientación sexual. En todos los casos es importante aprender a respetar y valorar la diversidad, reconocer a todas las personas como iguales en dignidad y derechos, y eliminar la discriminación”.

No ampliar los contenidos para incluir la diversidad sexual y la prevención de infecciones/ enfermedades de transmisión sexual va en contra de varias normativas. Entre ellas, la Declaración Ministerial “Prevenir con Educación” de la Conferencia Mundial del VIH/SIDA firmada por México en 2008. Todos los países que la ratificaron se comprometían a integrar un programa de educación sexual en el  75% de las escuelas, en 2015, en todos los niveles. También se adquiría el compromiso de formar al profesorado para enseñar esta materia de forma que estuvieran capacitados para generar “respeto a las diferencias, la diversidad y promover la toma de decisiones responsables e informadas."

 
Subir arriba